Don Quijote de la Mancha. Cuidado, cuidadito

Llevaba ya bastante tiempo con ello en la cabeza, más o menos desde que entré en la educación primaria. Puedo decir que ese ello estaba en mi cabeza y fue creciendo con ella. Ver por todos los lados a aquel señor alto y medio demacrado y a aquel señor regordete era ver un pasadizo haciaSigue leyendo «Don Quijote de la Mancha. Cuidado, cuidadito»